Faithlife Sermons

Fil. 4:13 "Todo lo puedo..."

Textos Fuera de Contexto  •  Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 236 views

Como aplicar apropiadamente la verdad de Filipenses 4:13.

Notes
Transcript
Introducción:
Situación introductora:
Imagine a dos varones jugando en equipos de [fútbol] opuestos. No se conocen, pero tienen algo en común. Ambos provienen de hogares cristianos saludables donde se les ha enseñado a amar y servir a Dios. Cada uno también sabe un poco sobre la Biblia. De hecho, aman el mismo versículo de la Biblia, uno de los primeros que cada uno memorizó, Filipenses 4:13: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.”
El partido de [fútbol] resulta ser una competencia feroz. Durante los dos tiempos, los varones [se esfuerzan] tanto como puedan, ambos fortalecidos por el pensamiento de “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.” Pero al final del día, solo un varón y su equipo serán ganadores. Y en camino a casa, cada uno de ellos mirará por la ventana del vehículo teniendo dos pensamientos completamente diferentes.
Uno se dirá a sí mismo: Dios es asombroso, realmente me da fuerzas. Ganamos. Qué juego tan asombroso.
El otro está pensando todo lo contrario: ¿Dónde estaba Dios cuando lo necesitaba hoy? Supongo que su fuerza no es tan fuerte como pensaba. Que broma.
Asi que, ¿que hacemos? ¿Cuál varón tiene razón?
¿Cómo nos beneficia la promesa de Filipenses 4:13?
Bargerhuff, E. J. (2012). Los Versículos Bíblicos más Usados: Maneras Sorprendentes en que se Malinterpreta la Palabra de Dios (págs. 109-110). Minneapolis, MN: Bethany House Publishers.
Fil. 4:13. El significado común dado a este pasaje es algo similar a “Cristo me da la fuerza necesaria para hacer de todo, o lo que yo me proponga hacer.”
Filipenses 4.13 RVR60
Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
Aprobar el examen o la clase.
Levantarse a la mañana.
Conseguir la promoción en el trabajo.
Anotar el gol o ganar el partido.
Terminar todos los quehaceres de la casa.
Perder esos kilos molestos.
Todo lo puedo en Cristo que me fortalece no es un mantra, para usarse como un talismán o amuleto de la buena suerte. Pero, entonces, cómo se aplica?
Para saber cómo aplica esta gloriosa verdad a nuestras vidas, debemos otra vez, responder las tres preguntas esenciales de esta serie:
¿Qué dice el pasaje en su contexto original?
¿Qué enseña el resto de la Biblia del tema?
¿Cómo lo puedo aplicar a mi vida hoy?

¿Qué dice el pasaje en su contexto original?

El problema de la interpretación:
La aplicación equivocada de este pasaje se basa en la interpretación equivocada de este pasaje.
El enfoque del problema no es el hecho de la fortaleza en Cristo.
Textos fuera de contexto Capítulo 4 Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

El problema en la interpretación que popularmente se le da al texto no es que afirmemos que el Señor nos fortalece. Esto es algo evidente y obvio por lo que nos dice Su Palabra, y también en las distintas experiencias particulares de los cristianos. ¿Qué sería de nosotros si no contáramos con la fortaleza del Señor? El problema está en que le demos un significado que el contexto del versículo no resiste.

El problema no se enfoca en la parte de en Cristo que me fortalece, sino en la parte del todo lo puedo. Hay un error en pensar que esto se aplica a lo que uno puede hacer.
A continuación veremos el porque, y de que se trata.
Buscando el significado (carne, hueso, y corazón). Otto Sánchez explica :
Textos fuera de contexto Capítulo 4 Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

“Carne” se refiere a la información que podemos extraer del texto, como autor, destinatarios, datos generales, etc. Los “huesos” se refieren a la estructuración o puntos del texto, la manera en que está organizado y cómo se presentan sus ideas. El “corazón” se refiere a determinar la idea o verdad central del texto, porque todo texto tiene la idea central o las ideas centrales que el autor concibió.

La carne:
Sabemos que esto fue escrito por Pablo a una iglesia que él comenzó. Se puede leer las circunstancias en Hch. 16, pero Pablo y sus acompañantes fueron maltratados, golpeados, arrestados, y echados en la cárcel por predicar el evangelio. Cuando salieron porque se descubrió que eran ciudadanos romanos, la persecución se quedó allí en Filipos, junto a los nuevos creyentes (Fil. 1:29-30).
Filipenses 1.29–30 RVR60
Porque a vosotros os es concedido a causa de Cristo, no sólo que creáis en él, sino también que padezcáis por él, teniendo el mismo conflicto que habéis visto en mí, y ahora oís que hay en mí.
Pablo está escribiendo esta carta a los filipenses desde una cárcel romana, a lo cual hace referencia en la misma carta (Fil. 1:7, 13-14, 16).
Filipenses 1.7 RVR60
como me es justo sentir esto de todos vosotros, por cuanto os tengo en el corazón; y en mis prisiones, y en la defensa y confirmación del evangelio, todos vosotros sois participantes conmigo de la gracia.
Filipenses 1.13–14 RVR60
de tal manera que mis prisiones se han hecho patentes en Cristo en todo el pretorio, y a todos los demás.Y la mayoría de los hermanos, cobrando ánimo en el Señor con mis prisiones, se atreven mucho más a hablar la palabra sin temor.
Filipenses 1.16 RVR60
Los unos anuncian a Cristo por contención, no sinceramente, pensando añadir aflicción a mis prisiones;
Pablo les exhorta a regocijar en la comunión y la participación de la obra de Dios, Fil. 2:1-2, 18.
Filipenses 2.1–2 RVR60
Por tanto, si hay alguna consolación en Cristo, si algún consuelo de amor, si alguna comunión del Espíritu, si algún afecto entrañable, si alguna misericordia,completad mi gozo, sintiendo lo mismo, teniendo el mismo amor, unánimes, sintiendo una misma cosa.
Filipenses 2.18 RVR60
Y asimismo gozaos y regocijaos también vosotros conmigo.
Se usa la palabra traducido gozo 14 veces en estos cuatro cortos capítulos. La palabra traducida comunión (significa compañerismo en el ministerio en su contexto) se repite cinco veces en la carta.
Los huesos:
Textos fuera de contexto Capítulo 4 Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

Entonces, si leemos el contexto nos daremos cuenta de que Pablo está haciendo exhortaciones diversas a los hermanos de Filipos, entre ellas:

• A permanecer firmes (v. 1);

• A las hermanas Evodia y Síntique a ser de un mismo sentir, y a que su fiel compañero ayude a estas mujeres que combatieron por el evangelio (vv. 2-3);

• A regocijarse en el Señor, y ser bondadosos, y a orar en vez de afanarse y distraerse con cosas materiales (vv. 4-7);

• Además, amonesta a los destinatarios a pensar solo en lo que es digno de alabanza (vv. 8-9).

En los versículos siguientes (Fil. 4:10-18), el apóstol pasa de la exhortación a la gratitud. Estos versos, vistos de manera detallada, evidencian su confianza en el Señor y que, aunque agradece a los filipenses sus dádivas, la dependencia de Pablo sin lugar a dudas está en el Señor (vv. 10-13). También puede apreciarse su gozo y gratitud por el apoyo económico que recibió de los filipenses, y su confianza en el Dios amoroso y soberano que le ha permitido vivir en diferentes situaciones: algunas de abundancias y otras de escasez.

Textos fuera de contexto Capítulo 4 Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

Él confiesa que siempre se ha visto acompañado y sostenido, lo cual dio como resultado lecciones de dependencia en el Señor que él no habría de olvidar (Fil. 4:14-20).

Fil. 4:1, 2-3, 4-7, 8-9, 10-13, 14-20.
Filipenses 4.1 RVR60
Así que, hermanos míos amados y deseados, gozo y corona mía, estad así firmes en el Señor, amados.
Filipenses 4.2–3 RVR60
Ruego a Evodia y a Síntique, que sean de un mismo sentir en el Señor. Asimismo te ruego también a ti, compañero fiel, que ayudes a éstas que combatieron juntamente conmigo en el evangelio, con Clemente también y los demás colaboradores míos, cuyos nombres están en el libro de la vida.
Filipenses 4.4–7 RVR60
Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: ¡Regocijaos! Vuestra gentileza sea conocida de todos los hombres. El Señor está cerca. Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.
Filipenses 4.8–9 RVR60
Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.Lo que aprendisteis y recibisteis y oísteis y visteis en mí, esto haced; y el Dios de paz estará con vosotros.
Filipenses 4.10–13 RVR60
En gran manera me gocé en el Señor de que ya al fin habéis revivido vuestro cuidado de mí; de lo cual también estabais solícitos, pero os faltaba la oportunidad.No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación.Sé vivir humildemente, y sé tener abundancia; en todo y por todo estoy enseñado, así para estar saciado como para tener hambre, así para tener abundancia como para padecer necesidad.Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
Filipenses 4.14–20 RVR60
Sin embargo, bien hicisteis en participar conmigo en mi tribulación. Y sabéis también vosotros, oh filipenses, que al principio de la predicación del evangelio, cuando partí de Macedonia, ninguna iglesia participó conmigo en razón de dar y recibir, sino vosotros solos; pues aun a Tesalónica me enviasteis una y otra vez para mis necesidades. No es que busque dádivas, sino que busco fruto que abunde en vuestra cuenta. Pero todo lo he recibido, y tengo abundancia; estoy lleno, habiendo recibido de Epafrodito lo que enviasteis; olor fragante, sacrificio acepto, agradable a Dios. Mi Dios, pues, suplirá todo lo que os falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús. Al Dios y Padre nuestro sea gloria por los siglos de los siglos. Amén.
El corazón:
En Fil. 4:11-13, Pablo describe que ha aprendido a contentarse sin importar su situación, de abundancia o escasez.
Filipenses 4.11–13 RVR60
No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación.Sé vivir humildemente, y sé tener abundancia; en todo y por todo estoy enseñado, así para estar saciado como para tener hambre, así para tener abundancia como para padecer necesidad.Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
El término del vs: 11 traducido aprendido tiene el enfoque en el que aprende de forma activa, lo que uno gana por observación o experiencia.
Entonces Pablo, por las situaciones variadas y aveces extremadamente opuestas por las que a vivido (de un hombre importante a un preso), ha encontrado lo que él llama el contentamiento.
Esta palabra traducida contentarme viene de los filósofos Estoicos de la cultura de Pablo, y literalmente significa ser “auto suficiente”. Pero esto no es exactamente como Pablo lo usa.
Si nos fijamos de cerca y seguimos leyendo, nos damos cuenta que Pablo da vuelta de cabeza este concepto de auto-suficiencia. Vemos que Pablo esta diciendo lo opuesto a ser auto suficiente, especialmente si hemos estado prestando atención en leer el resto de la epístola. Sigamos leyendo...
El término del vs: 12 traducido estoy enseñado tiene el enfoque en aprender de forma pasiva, lo que uno es mostrado o descubierto. Viene de la misma palabra raíz de que viene la palabra misterio. Lleva el significado de ser iniciado en un misterio, o ser revelado un secreto.
Pablo nos está haciendo ver que, para enfrentar las diferentes circunstancias de la vida, buenas o malas, hay un secreto.
¿Cuál es el secreto? “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece”.
Pablo pudo encontrar contentamiento en toda circunstancia, no porque era auto suficiente, sino porque encontraba su suficiencia en Cristo quién lo fortalecía.
Pablo no hace una declaración para crear una realidad en su vida y por lo tanto, lograr algo.
Por otro lado es un testimonio personal de Pablo, resaltando con una declaración verdadera de su propia vida: El podía vivir en toda situación, y soportarlo, porque Cristo lo fortalecía.
El error de interpretación se encuentra al pensar que el pasaje enseña que la fortaleza de Cristo nos ayuda en lo que podemos hacer. El pasaje enseña que la fortaleza de Cristo nos ayuda a soportar toda situación. No es “la fortaleza en Cristo me ayuda hacer”, sino “la fortaleza en Cristo me ayuda soportar”, no importa cual sea la situación.
El secreto del contentamiento a pesar de las circunstancias en encontrar la suficiencia en Cristo.
El “todo lo puedo…” sólo se aplica si Cristo es tu TODO.

¿Qué enseña el resto de la Biblia del tema?

La fuerza en el Señor Jesús.
La fuerza del Señor en el AT.
Is. 40:29-31.
Isaías 40.29–31 RVR60
El da esfuerzo al cansado, y multiplica las fuerzas al que no tiene ningunas. Los muchachos se fatigan y se cansan, los jóvenes flaquean y caen; pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.
Is. 41:10.
Isaías 41.10 RVR60
No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.
La fuerza del Señor en el NT.
Ef. 3:16.
Efesios 3.16 RVR60
para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu;
Col. 1:11.
Colosenses 1.11 RVR60
fortalecidos con todo poder, conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad;
El contentamiento en el Señor Jesús.
Mat. 6:33.
Mateo 6.33 RVR60
Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.
Jn. 4:13-14.
Juan 4.13–14 RVR60
Respondió Jesús y le dijo: Cualquiera que bebiere de esta agua, volverá a tener sed; mas el que bebiere del agua que yo le daré, no tendrá sed jamás; sino que el agua que yo le daré será en él una fuente de agua que salte para vida eterna.
Jn. 15:5, 11.
Juan 15.5 RVR60
Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, éste lleva mucho fruto; porque separados de mí nada podéis hacer.
Juan 15.11 RVR60
Estas cosas os he hablado, para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea cumplido.
2 Cor. 4:7-10.
2 Corintios 4.7–10 RVR60
Pero tenemos este tesoro en vasos de barro, para que la excelencia del poder sea de Dios, y no de nosotros,que estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados;perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no destruidos;llevando en el cuerpo siempre por todas partes la muerte de Jesús, para que también la vida de Jesús se manifieste en nuestros cuerpos.
Gal. 2:20.
Gálatas 2.20 RVR60
Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.
Ef. 1:6-10.
Efesios 1.6–10 RVR60
para alabanza de la gloria de su gracia, con la cual nos hizo aceptos en el Amado,en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados según las riquezas de su gracia,que hizo sobreabundar para con nosotros en toda sabiduría e inteligencia,dándonos a conocer el misterio de su voluntad, según su beneplácito, el cual se había propuesto en sí mismo,de reunir todas las cosas en Cristo, en la dispensación del cumplimiento de los tiempos, así las que están en los cielos, como las que están en la tierra.
Col. 1:17-19.
Colosenses 1.17–19 RVR60
Y él es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten;y él es la cabeza del cuerpo que es la iglesia, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, para que en todo tenga la preeminencia;por cuanto agradó al Padre que en él habitase toda plenitud,
Col. 2:2-3, 6-7.
Colosenses 2.2–3 RVR60
para que sean consolados sus corazones, unidos en amor, hasta alcanzar todas las riquezas de pleno entendimiento, a fin de conocer el misterio de Dios el Padre, y de Cristo,en quien están escondidos todos los tesoros de la sabiduría y del conocimiento.
Colosenses 2.6–7 RVR60
Por tanto, de la manera que habéis recibido al Señor Jesucristo, andad en él; arraigados y sobreedificados en él, y confirmados en la fe, así como habéis sido enseñados, abundando en acciones de gracias.
Col. 3:10-11.
Colosenses 3.10–11 RVR60
y revestido del nuevo, el cual conforme a la imagen del que lo creó se va renovando hasta el conocimiento pleno,donde no hay griego ni judío, circuncisión ni incircuncisión, bárbaro ni escita, siervo ni libre, sino que Cristo es el todo, y en todos.
1 Ped. 1:8.
1 Pedro 1.8 RVR60
a quien amáis sin haberle visto, en quien creyendo, aunque ahora no lo veáis, os alegráis con gozo inefable y glorioso;
2 Ped. 1:3-4.
2 Pedro 1.3–4 RVR60
Como todas las cosas que pertenecen a la vida y a la piedad nos han sido dadas por su divino poder, mediante el conocimiento de aquel que nos llamó por su gloria y excelencia,por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina, habiendo huido de la corrupción que hay en el mundo a causa de la concupiscencia;

¿Cómo lo puedo aplicar a mi vida hoy?

Conténtate en el Señor Jesucristo.
Fil. 3:4-10.
Filipenses 3.4–10 RVR60
Aunque yo tengo también de qué confiar en la carne. Si alguno piensa que tiene de qué confiar en la carne, yo más: circuncidado al octavo día, del linaje de Israel, de la tribu de Benjamín, hebreo de hebreos; en cuanto a la ley, fariseo; en cuanto a celo, perseguidor de la iglesia; en cuanto a la justicia que es en la ley, irreprensible. Pero cuantas cosas eran para mí ganancia, las he estimado como pérdida por amor de Cristo. Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por basura, para ganar a Cristo, y ser hallado en él, no teniendo mi propia justicia, que es por la ley, sino la que es por la fe de Cristo, la justicia que es de Dios por la fe; a fin de conocerle, y el poder de su resurrección, y la participación de sus padecimientos, llegando a ser semejante a él en su muerte,
Pablo encuentra su valor, su suficiencia en Cristo, en lugar de su propia persona, posición, posesión, perfección, y participación.
Ilustración: Eric Lidell, era un atleta olímpico en los comienzos del siglo XX, pero cambió su carrera por un llamado a ser misionero para llevar las buenas nuevas a China. Sus circunstancias se tornaron a feo cuando, como Pablo, fue de hombre importante a preso en un campo Chino. Aún allí, siguió sirviendo al Señor fielmente. Él encontró su valor no en sus circunstancias, sino en su Salvador. Pueden ver su historia en la película Carros de Fuego.
Aplicación: ¿En qué encuentras tu valor? ¿Que pasará contigo si eso ya no está?
Confía en el Señor Jesucristo.
Prov. 3:5-6.
Proverbios 3.5–6 RVR60
Fíate de Jehová de todo tu corazón, Y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, Y él enderezará tus veredas.
Esto implica soltar nuestro agarre de las cosas del mundo que nos dan confianza.
Ilustración: Mis hijos soltando de la rama del árbol para caer en mis brazos. Su circunstancia es incierto en sus ojos, pero yo se que el momento que se tira enteramente a mis brazos, experimentará la llenura de mi fuerza sosteniéndole. Es así con la fortaleza del Señor que nos sostiene en nuestras circunstancias.
Aplicación: ¿Dónde está tu confianza, de que está agarrado tu vida?
Conságrate al Señor Jesucristo.
Rom 12:1.
Romanos 12.1 RVR60
Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional.
Debemos disponernos ante Dios para Su gloria y voluntad, no la nuestra.
Ilustración:
Aplicación: Fuimos creados para cumplir Su propósito, y mas tiempo que pasamos persiguiendo nuestros propios propósitos, mas tiempo pasaremos sin encontrar nuestro verdadero propósito en Él.
Conclusión:
Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. El secreto del contentamiento a pesar de las circunstancias en encontrar la suficiencia en Cristo.
Conténtate, Confía, y Conságrate al Señor Jesucristo.
Related Media
Related Sermons