Faithlife Sermons

Salmo 90 La Fragilidad de la vida

Salmos   •  Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 2 views

La unica cosa segura que el hombre tiene es la muerte, sin embargo es en lo que el hombre menos se ocupa en estar listo para ello

Notes
Transcript
La eternidad de Dios y la transitoriedad del hombre Oración de Moisés, varón de Dios.
La eternidad de Dios y la transitoriedad del hombre
Oración de Moisés, varón de Dios.
1 Señor, tú nos has sido refugio De generación en generación. 2 Antes que naciesen los montes Y formases la tierra y el mundo, Desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios. 3 Vuelves al hombre hasta ser quebrantado, Y dices: Convertíos, hijos de los hombres. 4 Porque mil años delante de tus ojos Son como el día de ayer, que pasó, Y como una de las vigilias de la noche. 5 Los arrebatas como con torrente de aguas; son como sueño, Como la hierba que crece en la mañana. 6 En la mañana florece y crece; A la tarde es cortada, y se seca. 7 Porque con tú furor somos consumidos, Y con tu ira somos turbados. 8 Pusiste nuestras maldades delante de ti, Nuestros yerros a la luz de tu rostro. 9 Porque todos nuestros días declinan a causa de tu ira; Acabamos nuestros años como un pensamiento. 10 Los días de nuestra edad son setenta años; Y si en los más robustos son ochenta años, Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo, Porque pronto pasan, y volamos. 11 ¿Quién conoce el poder de tu ira, Y tu indignación según que debes ser temido? 12 Enséñanos de tal modo a contar nuestros días, Que traigamos al corazón sabiduría. 13 Vuélvete, oh Jehová; ¿hasta cuándo? Y aplácate para con tus siervos. 14 De mañana sácianos de tu misericordia, Y cantaremos y nos alegraremos todos nuestros días. 15 Alégranos conforme a los días que nos afligiste, Y los años en que vimos el mal. 16 Aparezca en tus siervos tu obra, Y tu gloria sobre sus hijos. 17 Sea la luz de Jehová nuestro Dios sobre nosotros, Y la obra de nuestras manos confirma sobre nosotros; Sí, la obra de nuestras manos confirma.
De generación en generación.
2 Antes que naciesen los montes
Y formases la tierra y el mundo,
Desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios.
3 Vuelves al hombre hasta ser quebrantado,
Y dices: Convertíos, hijos de los hombres.
4 Porque mil años delante de tus ojos
Son como el día de ayer, que pasó,
Y como una de las vigilias de la noche.
5 Los arrebatas como con torrente de aguas; son como sueño,
Como la hierba que crece en la mañana.
6 En la mañana florece y crece;
1 Señor, tú nos has sido refugio De generación en generación. 2 Antes que naciesen los montes Y formases la tierra y el mundo, Desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios. 3 Vuelves al hombre hasta ser quebrantado, Y dices: Convertíos, hijos de los hombres. 4 Porque mil años delante de tus ojos Son como el día de ayer, que pasó, Y como una de las vigilias de la noche. 5 Los arrebatas como con torrente de aguas; son como sueño, Como la hierba que crece en la mañana. 6 En la mañana florece y crece; A la tarde es cortada, y se seca. 7 Porque con tú furor somos consumidos, Y con tu ira somos turbados. 8 Pusiste nuestras maldades delante de ti, Nuestros yerros a la luz de tu rostro. 9 Porque todos nuestros días declinan a causa de tu ira; Acabamos nuestros años como un pensamiento. 10 Los días de nuestra edad son setenta años; Y si en los más robustos son ochenta años, Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo, Porque pronto pasan, y volamos. 11 ¿Quién conoce el poder de tu ira, Y tu indignación según que debes ser temido? 12 Enséñanos de tal modo a contar nuestros días, Que traigamos al corazón sabiduría. 13 Vuélvete, oh Jehová; ¿hasta cuándo? Y aplácate para con tus siervos. 14 De mañana sácianos de tu misericordia, Y cantaremos y nos alegraremos todos nuestros días. 15 Alégranos conforme a los días que nos afligiste, Y los años en que vimos el mal. 16 Aparezca en tus siervos tu obra, Y tu gloria sobre sus hijos. 17 Sea la luz de Jehová nuestro Dios sobre nosotros, Y la obra de nuestras manos confirma sobre nosotros; Sí, la obra de nuestras manos confirma.
A la tarde es cortada, y se seca.
7 Porque con tu furor somos consumidos,
Y con tu ira somos turbados.
8 Pusiste nuestras maldades delante de ti,
Nuestros yerros a la luz de tu rostro.
9 Porque todos nuestros días declinan a causa de tu ira;
Acabamos nuestros años como un pensamiento.
10 Los días de nuestra edad son setenta años;
Y si en los más robustos son ochenta años,
Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo,
Porque pronto pasan, y volamos.
11 ¿Quién conoce el poder de tu ira,
Y tu indignación según que debes ser temido?
12 Enséñanos de tal modo a contar nuestros días,
Que traigamos al corazón sabiduría.
13 Vuélvete, oh Jehová; ¿hasta cuándo?

Introducción.

Y aplácate para con tus siervos.
14 De mañana sácianos de tu misericordia,
Y cantaremos y nos alegraremos todos nuestros días.
15 Alégranos conforme a los días que nos afligiste,
Y los años en que vimos el mal.
16 Aparezca en tus siervos tu obra,
Y tu gloria sobre sus hijos.
17 Sea la luz de Jehová nuestro Dios sobre nosotros,
Y la obra de nuestras manos confirma sobre nosotros;
Sí, la obra de nuestras manos confirma.

Introducción.

Introducción.

La idea de Dios al crear al hombre, era que este no muriera, sino que cuando lo planto en el huerto de Edén, tuviera a su alcance el fruto del árbol de la vida y pudiera alcanzarlo para que viviera por siempre.
Así que en el diseño original de Dios la muerte de sus criaturas no estaba considera, es por ello que cuando la muerte hace su aparición, nos parece fea, grotesca, difícil, dolorosa, porque no forma parte del diseño original.
Dios puso al hombre como la corona de su creación, lo puso a gobernarla, solamente Dios le había dado una advertencia, simple; pero poderosa, sencilla, pero definitiva.
NTV  pero el Señor Dios le advirtió: «Puedes comer libremente del fruto de cualquier árbol del huerto, 17 excepto del árbol del conocimiento del bien y del mal. Si comes de su fruto, sin duda morirás».
Y la razón por a cual el hombre hoy tiene que morir, es simple, a causa del Pecado, porque una vez que el pecado entro en el mundo, la muerte también entro en el, afectando todo lo que se había creado.
Podemos pensar “Pero yo porque tengo que pagar las consecuencias de lo que alguien hizo incorrectamente, yo no desobedecí”, pero es como cuando un deportista va a las olimpiadas, el es el mejor de su clase, en el vamos representados todos los ciudadanos de un País, cuando el desfila, es como si lo hiciéramos todos, si el gana es como si todos ganamos, si el pierde, nosotros también perdemos.
Eso fue lo que paso con Adán, el era el mejor representante de la raza humana, el fallo, lo cual nos indica que muy posiblemente cualquiera de nosotros, de haber estado ahí lo hubiéramos hecho peor.
Sus acciones tuvieron consecuencias, efectivamente a raíz del Fallo del 1er representante de los hombres, todos están condenados a morir, pero con la Llegada del 2º Adán (todos los hombre pueden vivir).
 Por medio de un solo hombre el pecado entró en el mundo, y por medio del pecado entró la muerte; fue así como la muerte pasó a toda la humanidad, porque todos pecaron.
Efectivamente a raíz del Fallo del 1er representante de los hombres, todos están condenados a morir, pero con la Llegada del 2º Adán (todos los hombre pueden vivir).
Sin embargo muchos el día de hoy viven sin tomar en cuenta la transitoriedad y la fragilidad de la vida, sin pensar, que en cualquier momento es evento que a todos nos aguarda puede estar a la puerta, y nosotros nunca estar preparado para este suceso y al encuentro con aquel al que la muerte no puede afectarle.
Este Salmo, escrito por Moisés, mientras estaba en el desierto, después de la desobediencia en Cades-Barbea, comenzó a ver como toda aquella generación que salio junto con el de Egipto, todos los mayores de 20 años, uno a uno iban muriendo, todos ellos a causa de haber tentado al Señor, a excepción de Josué y Caleb.
Veía como todos los días había un funeral y personas que el conocía tenía que encontrarse con el destino que todos hombre tienen trazado por Dios, a causa del pecado.
Por eso, es que Dios le permitió escribir este salmo para recordarnos, para que no olvidarnos nunca, que Dios es un y nosotros somos tan diferentes a el.
Este Salmo nos muestra la bondad de Dios. Que mayor bondad podemos tener de un Dios que siempre nos recuerda cual es nuestra condición y cuan necesitados estamos de él, que buenos es saber que Dios es Eterno y nosotros tan frágiles.
Podemos dividir este salmo en 3 Secciones para su estudio:
La Eternidad de Dios vs la brevedad de la vida humana (vv 1-6)
La Causa por la cual existe la muerte. (vv 7-11)
La oración de ayuda antes esta Circunstancia (Sabiduría, Salvación, Seguridad), (vv12-17)
ajdhalkjdhg
1 Señor, tú nos has sido refugio De generación en generación.
Algo que Moisés tenía muy claro y deseaba que el pueblo de Israel lo supiera, es que a lo largo de todas las generación desde antes de los tiempos de Abraham, Isaac y Jacob, el siempre a tenido cuidado de su pueblo.
A lo largo de toda la historia, a pesar de no tener una habitación fija, sino vivir en tiendas, a pesar de no tener una casa, siempre vivieron seguros, porque Dios los guardo, aun por su paso por Egipto, durante 400 años los guardo, y aun por el desierto, Dios los sigue guardando.
Generaciones de Hombre pasa, su vida, sus logros, sus posesiones terrenales desaparecen, y no hay de ellos más memoria, no importa todo el fruto de su manos.
Pero para aquellos que tienen al Señor, el cuida de ti, cuidara de tus generaciones, porque el hombre perece, pero Dios permanece.
2 Antes que naciesen los montes Y formases la tierra y el mundo, Desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios.
Cuando el hombre llego a la tierra, los montes ya estaba. Moises usa una metáfora, para enseñarnos que aun antes de todo lo que podemos ver con nuestros ojos que hemos pensado que siempre esta allí, aun antes de eso Dios ya estaba presente.
TLA En el principio tú afirmaste (fundaste) la tierra; tú mismo hiciste los cielos, 26 pero se irán gastando, como la ropa, y un día, los destruirás. Pero tú te mantendrás firme; 27 siempre serás el mismo, y tus años no tendrán fin.
tú afirmaste la tierra;
tú mismo hiciste los cielos,
26 (27) pero se irán gastando,
como la ropa,
y un día, los destruirás.
Pero tú te mantendrás firme;
27 siempre serás el mismo,
y tus años no tendrán fin.
Qué es la vida de la creación misma comparada con la Eternidad, sino solo una pequeña fracción, en el Tiempo, Dios creo la tierra y le puso un comienzo, pero también a destinada para ella un final, pero en cambio el siempre permanecerá.
el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios. 3 Vuelves al hombre hasta ser quebrantado, Y dices: Convertíos, hijos de los hombres. 4 Porque mil años delante de tus ojos Son como el día de ayer, que pasó, Y como una de las vigilias de la noche. 5 Los arrebatas como con torrente de aguas; son como sueño, Como la hierba que crece en la mañana. 6 En la mañana florece y crece; A la tarde es cortada, y se seca.
Es para nosotros incomprensible en toda su magnitud el concepto de la Eternidad. Dios excede del concepto del Tiempo El no tiene ni principio ni fin. El Siempre ha existido.
NVI desde los tiempos antiguos y hasta los tiempos postreros, tú eres Dios. Esta es la forma mas expresiva del hebreo para designar la eternidad.
desde los tiempos antiguos
Oh Jehová, eterno es tu nombre; Tu memoria, oh Jehová, de generación en generación.
y hasta los tiempos postreros,
Tu reino es reino de todos los siglos, Y tu señorío en todas las generaciones.
Thompson, F. C., & Jauchen, J. S. (1987). Biblia de referencia Thompson: Notas (p. 1440). Miami, FL: Editorial Vida.
NTV  ¡Qué todo el honor y toda la gloria sean para Dios por siempre y para siempre! Él es el Rey eterno, el invisible que nunca muere; solamente él es Dios. Amén.
tú eres Dios.
NTV  «Yo soy el Alfa y la Omega, el principio y el fin —dice el Señor Dios—. Yo soy el que es, que siempre era y que aún está por venir, el Todopoderoso».
Thompson, F. C., & Jauchen, J. S. (1987). Biblia de referencia Thompson: Notas (p. 1440). Miami, FL: Editorial Vida.
Que confianza estas palabras deberían darnos, a pesar de nuestras penalidades, de los sufrimientos, o sin sabores de la vida, derivados de nuestra condición humana, saber que Nuestro Dios es inmortal, que el no se ve afectado por el tiempo, debe darnos consuelo y animo para seguir adelante.
3 Vuelves al hombre hasta ser quebrantado, Y dices: Convertíos, hijos de los hombres. 4 Porque mil años delante de tus ojos Son como el día de ayer, que pasó, Y como una de las vigilias de la noche.
Contrasta completamente la Eternidad de Dios, con nuestra temporalidad, El es quien pone fin a nuestros días, no es cuando nosotros queremos, no es como nosotros queremos, es cuando el decide llamarnos a cuentas.
Es el destino de todo hombre volver al polvo, no importan cuánto luche contra ello, por que ese es el designio de Dios mismo.
… “Tú no eres más que polvo ¡y al polvo tendrás que volver!» No hay forma de alertar contra Dios, el es creador, nosotros creación, el el dueño, nosotros somos de su propiedad, el es el Señor de todo, nosotros solamente polvo
¡y al polvo tendrás que volver!»
Pero el Creyente a diferencia del incrédulo, tiene la confianza, que aún cuando vuelva al polvo, el Señor le levantara para su gloria, para no morir nunca más.
Hay una infinita desproporción entre Dios y el hombre, porque ningún hombre ha llega a la edad de mil años, ni aún el más longevo, puede siquiera completar un día del Señor. Esto es un antropomorfismo.
La noche Judía se dividía en 4 vigilias y su duración era de 3 horas cada una. Nuestra vida es como nada comparada con la Eternidad de Dios. En todo lo que el hace no hay tardanza, todo el lo hace conforme a sus tiempos no a los nuestros.
5 Los arrebatas como con torrente de aguas; son como sueño, Como la hierba que crece en la mañana. 6 En la mañana florece y crece; A la tarde es cortada, y se seca.
fkhakgha
Tal como lo es un sueño, que solo dura unos breves instantes, así es la vida del Hombre. Desde que el hombre nace, comienza a morir, es tan frágil que hoy esta y mañana desaparece, tal como lo hacen las flores del campo.
Como tsunami que cuando viene sobre una ciudad no deja nada a su paso y se lo lleva todo, así es la muerte sobre la humanidad, pues cuando viene se lleva todo a sus paso.
Sin embargo, y ante esta realidad, la gente vive como en un sueño, esta insensible al hechos que su paso por esta tierra es solo un pequeño espacio temporal.
Prefieren vivir, obsesionados por lo momentáneo y efímero, que ocupados en lo eterno, sin comprender la brevedad de la vida, y sin estar consientes de un enemistad con Dios a causa del Pecado.
NVI  Y así como está establecido que los seres humanos mueran una sola vez, y después venga el juicio,
International Bible Society. (1979). Nueva Versión Internacional (). East Brunswick, NJ: Sociedad Bı́blica Internacional.
Es necesario tomar conciencia de esa verdad eterna. Tarde o temprano nos encontraremos con el Juez de toda la tierra, pero ¿estamos preparados para ese encuentro?
7 Porque con tú furor somos consumidos, Y con tu ira somos turbados. 8 Pusiste nuestras maldades delante de ti, Nuestros yerros a la luz de tu rostro. 9 Porque todos nuestros días declinan a causa de tu ira; Acabamos nuestros años como un pensamiento.
¿Cual es la causa por la cual todos los hombres están condenados a Morir? Moisés nos declara:
Dios esta airado con el pecador, la razón por la cual el hombre muere fisicamente, es la consecuencia del juicio de Dios a causa del pecado.
TLA El primer pecado en el mundo fue la desobediencia de Adán. Así, en castigo por el pecado, apareció la muerte en el mundo. Y como todos hemos pecado, todos tenemos que morir.
Todos los hombres descendientes de Adán heredan ya la naturaleza pecaminosa en sus vidas, de tal forma que también sus vidas se ven afectadas a causa del Juicio por el Pecado, es decir la muerte.
No hay que enseñarle a un niño a hacer lo malo, porque ya lo trae de fabrica, de la misma forma no hay que enseñarle a morir a un niño, porque eso es lo único seguro que tiene, sino hay que enseñarle a vivir correctamente.
Ningún pensamiento escapa de los ojos de Dios, el escudriña nuestro corazón, sabe todas esas cosas escondidas que tenemos, que pensamos que se irán con nosotros a la tumba, y que nadie descubrirá nuestro secreto. Aún esas cosas, Dios las conoce.
El sabe que no a pesar que vienes a la iglesia, a pesar de que oras, que lees tu biblia, aun tienes cosas guardadas contra tu esposo, o contra tus padreas. Quizá es posible que no puedas perdonar a un hermano, y siempre que lo veas hay algo que te impide amarlo, pero prefieres atesorarlo ahí antes de dejarlo.
Pensamos en la muerte para nosotros tardara en llegar, así que seguimos atesorando cosas sin valor en nuestras vidas, olvidándonos que
Los días de nuestra edad son setenta años; Y si en los más robustos son ochenta años, Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo, Porque pronto pasan, y volamos.
Y si en los más robustos son ochenta años,
Los días de nuestra edad son setenta años; Y si en los más robustos son ochenta años, Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo, Porque pronto pasan, y volamos.
Con todo, su fortaleza es molestia y trabajo,
Porque pronto pasan, y volamos.
Pensamos que estamos muy jóvenes aun para preocuparnos para ponernos a cuantas con Dios a causa de nuestro pecado.
Si tienes 40, piensas, estoy a la mitad del camino, aun tengo tiempo suficiente para seguir viviendo la vida como yo quiero y cuando este cerca del final de mis días, entonces arreglo mis asuntos con Dios.
Esta es una gracia de Dios para nosotros, no es una extensión de tiempo ara vivir desenfrenado.
También les refirió una parábola, diciendo: La heredad de un hombre rico había producido mucho. 17 Y él pensaba dentro de sí, diciendo: ¿Qué haré, porque no tengo dónde guardar mis frutos? 18 Y dijo: Esto haré: derribaré mis graneros, y los edificaré mayores, y allí guardaré todos mis frutos y mis bienes; 19 y diré a mi alma: Alma, muchos bienes tienes guardados para muchos años; repósate, come, bebe, regocíjate. 20 Pero Dios le dijo: Necio, esta noche vienen a pedirte tu alma; y lo que has provisto, ¿de quién será? 21 Así es el que hace para sí tesoro, y no es rico para con Dios.
Dios decide cuando llamarnos, cuando hemos de volver al polvo, no importa que edad tengamos, lo importante es saber si estamos preparados para ese momento.
Dios decide cuando llamarnos, cuando hemos de volver al polvo, no importa que edad tengamos, lo importante es saber si estamos preparados para ese momento.
El infarto que sufrió Alex Manzano a los 23 Años de edad.
No se trata de cuánto años vivimos, sino como los hemos vivido, para que hemos estado utilizando el tiempo que Dios nos esta otorgando en la tierra, para vivir.
11 ¿Quién conoce el poder de tu ira, Y tu indignación según que debe ser temido?
Y tu indignación según que debes ser temido?
Saber que el Señor nos llamará y nos pedirá cuentas de las cosas que hicimos en esta tierra, de lo que dejamos de hacer para el, de como nos conducíamos, debe provocar en nosotros un temor reverente.
Ahí vemos la bondad de un Dios que a pesar de que esta airado con el pecador, también es misericordioso para con el, porque cada día brinda una oportunidad de arrepentimiento al hombre. Que no debería ser desaprovechada nunca.
A partir de estos versos y hasta el final del capitulo, Moises nos incita a orar pidiendo a Dios tres cosa; 1) Sabiduría, 2) Salvación, 3) Seguridad.
12 Enséñanos de tal modo a contar nuestros días, Que traigamos al corazón sabiduría.
Que traigamos al corazón sabiduría.
Cuánta Sabiduría de Dios nos hace falta para vivir la vida el día de hoy. El tiempo es un recurso tan precioso, que sin embargo no sabemos usar y lo despreciamos una y otra vez. (Youtube, Facebook, TV, Pleitos, enojos, orgullo, chismes, etc.)
Cuando menos hemos visto, nuestro hijos crecieron y nunca los conocimos, nos quedamos solos por la partida de los hijos del hogar, y somos dos perfectos desconocidos, perdí una amistad muy querida, simplemente porque mi orgullo fue mayor, etc.
para que nuestro corazón adquiera sabiduría.
NVI 12 Enséñanos a entender la brevedad de la vida, para que crezcamos en sabiduría.
Enséñanos a entender la brevedad de la vida,
Entender que la vida, es como un suspiro, que es una regalo de Dios nos daría una visón más clara de como vivirla sabiamente.
para que crezcamos en sabiduría.
NVI  Así que tengan cuidado de su manera de vivir. No vivan como necios (como si no conociéramos de Dios) sino como sabios (es instruido, hábil, experimentado), 16 aprovechando al máximo cada momento oportuno, porque los días son malos. 17 Por tanto, no sean insensatos (inmaduro, falto de sensatez, falto de razón, tonto, iletrado), sino entiendan cuál es la voluntad del Señor.
Debemos tener cuidado en que invertimos el tiempo, con quien pasamos el tiempo, a que le dedicamos el tiempo, que es lo que atesoramos el el corazón, si la Palabra de Dios o seguimos guardando Pecado.
Nueva Traducción Viviente. (2009). (). Carol Stream, IL: Tyndale House Publishers, Inc.
Cada día es importante, por tanto nuestra oración debería ser Señor danos la sabiduría suficiente para vivir este día como a ti te agrada.
13 Vuélvete, oh Jehová; ¿hasta cuándo? Y aplácate para con tus siervos. 14 De mañana sácianos de tu misericordia, Y cantaremos y nos alegraremos todos nuestros días. 15 Alégranos conforme a los días que nos afligiste, Y los años en que vimos el mal.
La siguiente oración, es que Dios añada su salvación sobre nosotros.
Moises oraba porque la misericordia de Dios se extendiera en salvación sobre aquella generación que se había revelado contra Dios en el desierto escuchando la voz de aquellos 10 espías incrédulos.
De la misma forma nuestra oración todos los días debería ser que la misericordia de salvación de Dios sea para con aquellos que me han hecho mal, con aquellos que he tenido una discusión sin sentido.
Pero también para nosotros mismos, para pedir que Dios nos limpie de todas esas cosas que nos ha llevado a malgastar el regalo de la vida que el nos da. (los Celos, los pleitos, los chismes, las envidias, los insultos)
Muéstranos, oh Jehová, tu misericordia, Y danos tu salvación.
Cada día que Dios muestra su misericordia en nosotros, es una extensión de su salvación, es una extensión misma de su amor.
Su amor leal se muestra al cada día darnos una nueva oportunidad para vivir y dejar atrás todas aquellas cosas que el aborrece. Es una oportunidad para aprovechar bien el tiempo (sirviendo a otros, orando, meditando en la Palabra, compartiéndola a otros, demostrando el amor de Cristo a los demás).
La salvación que Dios nos otorgo, no fue para seguir malgastando la vida como lo hacíamos antes de conocerle, la salvación que es otro regalo de Dios, el nos la dio para que el tiempo que nos dio aquí lo vivamos para su Gloria, no para la nuestra.
La vida misma esta llena de sin sabores y de aflicciones, pero de la misma manera Dios cada día nos da también muchísimas alegrías.
Nuestra oración no debe ser Señor no me des aflicción, sino permíteme ver que aun en medio de la aflicción puedo tener la alegría de ser tu hijo.
16 Aparezca en tus siervos tu obra, Y tu gloria sobre sus hijos. 17 Sea la luz de Jehová nuestro Dios sobre nosotros, Y la obra de nuestras manos confirma sobre nosotros; Sí, la obra de nuestras manos confirma.
Y tu gloria sobre sus hijos.
17 Sea la luz de Jehová nuestro Dios sobre nosotros,
Y la obra de nuestras manos confirma sobre nosotros;
Sí, la obra de nuestras manos confirma.
La última oración es por Seguridad.
Aun en medio del trato de Dios para enseñarnos a utilizar bien nuestros días, sea una manifestación del poder divino sobre nosotros, que nuestros hijos y nuestras familias puedan ver que la bondad de Dios es tan grande que cada día que vivimos es un regalo que el nos otorga.
Es nuestro deber orar porque el favor de Dios, y su obra transformadora, pueda ser un testimonio para los de nuestra casa de la bondad de Dios, que aun el trabajo de nuestras manos, es un fruto que la mano de Dios, (lo que tenemos, nuestro trabajo nuestra casa como sea) es una bendición que Dios no ha otorgado en esta vida.
Que no debemos estar afanosos por nada, sino agradecidos por cada día que Dios nos da para vivirlo para darle la gloria a el, para prepararnos para aquel día que el nos llame para estar con el por siempre.
Related Media
Related Sermons