Faithlife Sermons

La verdad no esta escondida

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 3 views
Notes
Transcript

Tesoros en frágiles vasijas de barro

1 Por lo tanto, ya que Dios, en su misericordia, nos ha dado este nuevo camino,9 nunca nos damos por vencidos. 2 Rechazamos todas las acciones vergonzosas y los métodos turbios. No tratamos de engañar a nadie ni de distorsionar la palabra de Dios. Decimos la verdad delante de Dios, y todos los que son sinceros lo saben bien.

3 Si la Buena Noticia que predicamos está escondida detrás de un velo, sólo está oculta de la gente que se pierde. 4 Satanás, quien es el dios de este mundo, ha cegado la mente de los que no creen. Son incapaces de ver la gloriosa luz de la Buena Noticia. No entienden este mensaje acerca de la gloria de Cristo, quien es la imagen exacta de Dios.

5 Como ven, no andamos predicando acerca de nosotros mismos. Predicamos que Jesucristo es Señor, y nosotros somos siervos de ustedes por causa de Jesús. 6 Pues Dios, quien dijo: «Que haya luz en la oscuridad», hizo que esta luz brille en nuestro corazón para que podamos conocer la gloria de Dios que se ve en el rostro de Jesucristo.

7 Ahora tenemos esta luz que brilla en nuestro corazón, pero nosotros mismos somos como frágiles vasijas de barro que contienen este gran tesoro.10 Esto deja bien claro que nuestro gran poder proviene de Dios, no de nosotros mismos.

8 Por todos lados nos presionan las dificultades, pero no nos aplastan. Estamos perplejos pero no caemos en la desesperación. 9 Somos perseguidos pero nunca abandonados por Dios. Somos derribados, pero no destruidos. 10 Mediante el sufrimiento, nuestro cuerpo sigue participando de la muerte de Jesús, para que la vida de Jesús también pueda verse en nuestro cuerpo.

11 Es cierto, vivimos en constante peligro de muerte porque servimos a Jesús, para que la vida de Jesús sea evidente en nuestro cuerpo que muere. 12 Así que vivimos de cara a la muerte, pero esto ha dado como resultado vida eterna para ustedes.

13 Sin embargo, seguimos predicando porque tenemos la misma clase de fe que tenía el salmista cuando dijo: «Creí en Dios, por tanto hablé»11. 14 Sabemos que Dios, quien resucitó al Señor Jesús,12 también nos resucitará a nosotros con Jesús y nos presentará ante sí mismo junto con ustedes. 15 Todo esto es para beneficio de ustedes, y a medida que la gracia de Dios alcance a más y más personas, habrá abundante acción de gracias, y Dios recibirá más y más gloria.

16 Es por esto que nunca nos damos por vencidos. Aunque nuestro cuerpo está muriéndose, nuestro espíritu13 va renovándose cada día. 17 Pues nuestras dificultades actuales son pequeñas y no durarán mucho tiempo. Sin embargo, ¡nos producen una gloria que durará para siempre y que es de mucho más peso que las dificultades! 18 Así que no miramos las dificultades que ahora vemos; en cambio, fijamos nuestra vista en cosas que no pueden verse. Pues las cosas que ahora podemos ver pronto se habrán ido, pero las cosas que no podemos ver permanecerán para siempre

¿Cual es tu ministerio?

Todos tenemos que pensar en que es el ministerio que Dios quiere que hagamos, cuando voy a empezar a hacer el trabajo que Dios quiere que hagamos como siervos de Dios, entiendo lo que Dios quiere que hagamos, voy a moverme en la fe, en otras palabras, estoy cambiando de nivel en los caminos de Dios. Piensa estar solo en una silla,
Dios nos da un ministerio este es el camino nosotros no nos damos por vencidos
Andamos en la verdad, buscamos de usar las escrituras para bien y en la verdad. Hacer lo bueno. No tratamos de engañar a nadie o corromper la escritura, la verdad tiene que estar delante de Dios y la verdad sale a la luz.
Satanas es el que ciega la mente para que no crean y estén en oscuridad espiritual. Para que no entiendan lo que es el ser imagen de Dios y la gloria de Dios.
Nuestra predicación no es de uno mismo, la predicación es de Jesucristo, solo somos siervos humildes para ustedes y de Dios. Dios nos hace Luz en la oscuridad, el nos dio Luz para alumbrar a otros, para que conozcan la gloria de Dios.
La luz tiene que brillar en nuestro corazón, pero nuestro poder como ministros solo viene de Dios directamente.
Aunque tenemos aflicciones, Dios nunca nos abandona y tenemos victoria.
Predicamos por fe, en Jesucristo la resurrección de los muertos.
No nos damos por vencidos y predicamos la salvación. Nos fijamos en la fe, tenemos una visión espiritual, la promesa divina, la eternidad.

¿La predicación es para uno mismo solo? No.

2 Corintios 4:5-12
1 Samuel 3:
1º Samuel 3.11–20 RVR60
Y Jehová dijo a Samuel: He aquí haré yo una cosa en Israel, que a quien la oyere, le retiñirán ambos oídos. Aquel día yo cumpliré contra Elí todas las cosas que he dicho sobre su casa, desde el principio hasta el fin. Y le mostraré que yo juzgaré su casa para siempre, por la iniquidad que él sabe; porque sus hijos han blasfemado a Dios, y él no los ha estorbado. Por tanto, yo he jurado a la casa de Elí que la iniquidad de la casa de Elí no será expiada jamás, ni con sacrificios ni con ofrendas. Y Samuel estuvo acostado hasta la mañana, y abrió las puertas de la casa de Jehová. Y Samuel temía descubrir la visión a Elí. Llamando, pues, Elí a Samuel, le dijo: Hijo mío, Samuel. Y él respondió: Heme aquí. Y Elí dijo: ¿Qué es la palabra que te habló? Te ruego que no me la encubras; así te haga Dios y aun te añada, si me encubrieres palabra de todo lo que habló contigo. Y Samuel se lo manifestó todo, sin encubrirle nada. Entonces él dijo: Jehová es; haga lo que bien le pareciere. Y Samuel creció, y Jehová estaba con él, y no dejó caer a tierra ninguna de sus palabras. Y todo Israel, desde Dan hasta Beerseba, conoció que Samuel era fiel profeta de Jehová.
Panorama del Nuevo Testamento PRIMERA DIVISIÓN: ALEGRÍA Y TRISTEZA ENTRE PABLO Y LOS CORINTOS (1:1–7:16)

Y les ruega a los corintios que tengan un corazón abierto a Dios y a su embajador (Pablo) porque el rechazo que ellos tienen hacia Él es debido al amor que los corintios tienen por el mundo y eso estaba dañando la relación entre ellos.

La relación es por el amor.
La falta de amor nos lleva a no hacer las cosas de Dios y haciendo mas de lo del mundo que es la sociedad.
Related Media
Related Sermons