Faithlife Sermons

EL SEÑORÍO DE CRISTO EN EL CREYENTE - Parte 2 (Efesios 6.1-9)

El señorío de Cristo  •  Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 6 views
Notes & Transcripts
Hemos dicho que un creyente es la persona que por creer (tener fe) a la palabra de Dios ha experimentado su poder transformador.
-En esta parte de la serie, veremos el Señorío de Cristo en las diferentes etapas o estados en la vida del creyente.

LA CAÍDA DEL HOMBRE

EL SEÑORÍO DE CRISTO EN EL CREYENTE COMO INDIVIDUO

-El creyente que vive en el reino de Dios, tiene su vida regida (gobernada) por la voluntad del Señor.
-Se trata de una responsabilidad individual delante de Dios. El ser humano es un ser integral.
-La acción salvífica de Dios la vemos claramente en el relato de la creación (). Estas narrativas afirman que:
Dios es quien creó el mundo (1:1),
quien impuso el orden en medio del caos (1:2),
y quien creó y bendijo a la humanidad (1:26–2:3).
Este relato también narra con dolor cómo el ser humano pecó contra Dios, rebelándose en un intento inútil de hacerse «igual a Dios» (3:4–5).
-La caída en el pecado fragmenta la personalidad del ser humano pues corrompe las relaciones que hacen posible la vida:
Tomado del libro “Psicología y consejo pastoral: perspectivas hispanas (Daniel Shipani, Daniel Jiménez)
Cuatro áreas de relación del ser humano:
1. Relación Ser humano - Dios: Separación teológica
-La primera relación afectada por el pecado es la relación del ser humano con su creador. La anterior comunión con Dios ha sido sustituida por una acusación: «la mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí» (3:12).
-La primera relación afectada por el pecado es la relación del ser humano con su creador. La anterior comunión con Dios ha sido sustituida por una acusación: «la mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí» (3:12).
2. Relación Ser humano - Ser humano: Separación sociológica
-El versículo citado anteriormente revela la ruptura de la relación del ser humano con los demás.
-El versículo citado anteriormente revela la ruptura de la relación del ser humano con los demás.
2. Relación con los demás
3. Relación Ser humano - naturaleza: Separación ecológica
-Otra relación afectada negativamente por el pecado es la relación del ser humano con la naturaleza.
-Cuando Dios creó al hombre lo bendijo y lo puso como señor sobre la tierra. El hombre perdió este señorío por causa de su pecado.
3. Relación Ser humano - Sí mismo: Separación psicológica
-Otra relación rota por la llegada de la muerte al ámbito humano es la relación del ser humano consigo mismo. El pecado causa vergüenza, temor, engaño, iras, rencillas y angustia existencial—elementos antes desconocidos para el ser humano.
3. Relación Ser humano - Ser humano: Separación sociológica
-El versículo citado anteriormente revela la ruptura de la relación del ser humano con los demás

LA RECONCILIACIÓN CON DIOS

4. Relación Ser humano - Dios: Separación teológica
-La primera relación afectada por el pecado es la relación del ser humano con su creador. La anterior comunión con Dios ha sido sustituida por una acusación: «la mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí» (3:12).
-El establecimiento del señorío de Cristo en la vida de una persona, trae como beneficio la restauración del ser humano en estas cuatro áreas, mediante el ministerio de la reconciliación por medio de Jesucristo.
Reconciliación: Acto de eliminar un estado de enemistad entre dos personas, convirtiéndolas en amigas.
-El pecado del hombre le puso en enemistad con Dios.
En el AT, la idea de reconciliación estaba envuelta en los sacrificios expiatorios por el pecado (“Mas si fuere pobre … tomará un cordero para ser ofrecido como ofrenda mecida por la culpa, para reconciliarse” []).
En el NT, se enseña que el Señor Jesús vino al mundo para hacer una obra de reconciliación entre los hombres y Dios (“Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida” []).
En el AT, la idea de r. estaba envuelta en los sacrificios expiatorios por el pecado (“Mas si fuere pobre … tomará un cordero para ser ofrecido como ofrenda mecida por la culpa, para reconciliarse” []). En el NT, la palabra katallagë y apokatallassö se traducen como r. y reconciliar, respectivamente. El pecado del hombre le puso en situación de enemistad con Dios (“Por cuanto la mente carnal es enemistad contra Dios” []). El Señor Jesús vino al mundo para hacer una obra de r. entre los hombres y Dios (“Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida” []).
Para resolver el conflicto entre los hombres y Dios, éste tuvo que tomar la iniciativa (“Y todo esto proviene de Dios” []). Es él quien hace la reconciliación por medio del Señor Jesús, de una forma tal que lo que resta es que el hombre se arrepienta de sus pecados y consienta por la fe, diga que sí, a esa obra que Dios ha hecho.
Lockward, A. (1999). En Nuevo diccionario de la Biblia (p. 873). Miami: Editorial Unilit.
2 Corintios 5.17–21 RVR60
17 De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas. 18 Y todo esto proviene de Dios, quien nos reconcilió consigo mismo por Cristo, y nos dio el ministerio de la reconciliación; 19 que Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo, no tomándoles en cuenta a los hombres sus pecados, y nos encargó a nosotros la palabra de la reconciliación. 20 Así que, somos embajadores en nombre de Cristo, como si Dios rogase por medio de nosotros; os rogamos en nombre de Cristo: Reconciliaos con Dios. 21 Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en él.
2 corintios 5.

Efectos del Señorío de Cristo en el creyente

Romanos 5.8–10 RVR60
8 Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. 9 Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira. 10 Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.
Romanos 5.10 RVR60
10 Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.
Romanos 5.8–10 NTV
8 pero Dios mostró el gran amor que nos tiene al enviar a Cristo a morir por nosotros cuando todavía éramos pecadores. 9 Entonces, como se nos declaró justos a los ojos de Dios por la sangre de Cristo, con toda seguridad él nos salvará de la condenación de Dios. 10 Pues, como nuestra amistad con Dios quedó restablecida por la muerte de su Hijo cuando todavía éramos sus enemigos, con toda seguridad seremos salvos por la vida de su Hijo.
romanos
-La palabra reconciliación en este verso tiene el sentido de “ser o llegar a ser restaurado refiriéndose a relaciones favorables o amistosas con otro después de un presunto juicio”.
-Nuestra relación con Dios fue restaurada por causa de que Dios juzgó nuestro pecado en el cuerpo de Jesucristo.
-Una vez que el ser humano se ha reconciliado con Dios, puede entonces tener una buena relación con los demás y consigo mismo:
La relación con Dios
La relación con Dios
La relación con los demás
La relación consigo mismo
Área emocional
-Es una persona estable en sus emociones, porque recibe la seguridad de ser hijo de Dios.
Área espiritual
-Es una persona que ha nacido de nuevo y vive bajo la dirección e influencia del Espíritu Santo.
Área social
Área física
Área material

EL SEÑORÍO DE CRISTO EN EL CREYENTE EN SUS DIFERENTES CONDICIONES

1. El señorío de Cristo en los niños

-El Señor dejó claro cual es su posición frente a los niños, ya que cuando venían a El, nos lo rechazaba.
Related Media
Related Sermons