Faithlife Sermons

CONFIANZA EN CRISTO

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 7 views
Notes & Transcripts

VIDA ETERNA

1 Juan 5:13 Estas cosas os he escrito a vosotros que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna, y para que creáis en el nombre del Hijo de Dios.
“estas cosas” abarca toda la carta no solamente lo que acaba de decir en el verso anterior.
Como queda claro las bendiciones de la salvación y la certeza son únicamente para quienes creen en el nombre del Hijo de Dios
El nombre de Jesús es que ekl es señor y salvador Fil 2:9-11 | Por lo cual Dios también le exaltó hasta lo sumo, y le dio un nombre que es sobre todo nombre,para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, y en la tierra, y debajo de la tierra;y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor, para gloria de Dios Padre.
)Creer en el nombre de Cristo es un tema importante y muy repetido en N. Testamento (Juan 3:15-16 |para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. Juan Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna; Hch 16:31).\| Ellos dijeron: Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa.
Tenemos la garantía que Cristo nos ha dejado por la presencia de su Espíritu (1 Corintios 3:16)| ¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros .
Juan presenta con claridad aquí que si una persona pasa las pruebas ya presentadas podían tener la seguridad de contar con la vida eterna.
La vida eterna en su sentido más básico, es vivir para siempre con Dios en el cielo (; | E irán éstos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna.
Matthew 25:46 RVR60
46 E irán éstos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna.
Pero la frase aquí no se refiere tanto a la duración de la vida sino a la calidad de esta.
- Vida eterna es conocer a Jesucristo (Juan 17:3), | Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.
quien a su vez es la vida eterna (1 Juan 5:20), | Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios, y la vida eterna.
Se trata de una posesión actual, no de una simple esperanza futura (Juan 3:36; 5:24; 6:47), aunque no se manifieste plenamente en esta vida. Pero llegara el futuro en que la vida eterna que los creyentes ya poseen no estará encarcelada en su carne pecaminosa y caída.( 1 Juan 3:2).
RVR60
John 3:36 RVR60
El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él.
El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él.
RVR60
John 5:24 RVR60
De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida.
De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida.
RVR60
John 6:47 RVR60
47 De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí, tiene vida eterna.
De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí, tiene vida eterna.
LA segunda SEGURIDAD QUE TENEMOS ES LA DE LA

RESPUESTA A NUESTRAS ORACIONES

1 Juan 5:14-15| Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye.Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho.Si alguno viere a su hermano cometer pecado que no sea de muerte, pedirá, y Dios le dará vida; esto es para los que cometen pecado que no sea de muerte. Hay pecado de muerte, por el cual yo no digo que se pida. Toda injusticia es pecado; pero hay pecado no de muerte.
Como acabamos de decir la experiencia plena de la vida eterna espera a los cristianos en el cielo. No obstante, aunque todavía no han entrado a su herencia eterna tenemos acceso a los recursos divinos a través de la oración.
Parresia (confianza) significa textualmente “libertad de expresión” y la frase “en él” posee la entidad e su presencia. A través de Jesucristo los creyentes tienen (Efe 3:12) “seguridad y acceso con confianza” a Dios que les permite acercarse () “confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro”
Hebrews 4:16 RVR60
16 Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro.
La promesa segura de Dios es que cuando los creyentes acuden a Él con valentía y libertad llevándole sus peticiones. Él oye y responde. Juan escribió “si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye. Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho.”
Oír en este pasaje se refiere a mucho más que a solo estar consciente de las oraciones de los creyentes; también significa que concede las peticiones que le hallamos hecho. Este es nada más y nada menos que un cheque en blanco para pedirle cualquier cosa a Dios; pero viene con un habilitador importante; las peticiones deben ser conforme a Su voluntad.
Orar conforme a la voluntad de Dios supone:
1 antes que nada, ser salvo | Dios no está obligado a responder las oraciones de los incrédulos. Podría elegir hacerlo cuando conviene con los propósitos soberanos divinos, pero no esté obligado a si mismo ante ningún incrédulo.
El Señor Jesucristo hizo una declaración parecida, registrada en Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho”. Solamente los creyentes, es decir aquellos que obedecen los mandamientos de Dios, pueden tener la seguridad de que Él contestara sus oraciones.
John 15:7 RVR60
Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.
.
2 Orar conforme a la voluntad de Dios también significa confesar el pecado. El salmista escribió Sal 66:18 “Si en mi corazón hubiese yo mirado a la iniquidad, el señor no me habría escuchado” (cp. 1 Ped 3:7).
RVR60
Psalm 66:18 RVR60
Si en mi corazón hubiese yo mirado a la iniquidad, El Señor no me habría escuchado.
Si en mi corazón hubiese yo mirado a la iniquidad, El Señor no me habría escuchado.
Una vez más la promesa de Jesús en Juan 14:13-14 afirma el requisito de orar conforme a la voluntad de Dios. “si algo pidiereis en mi nombre yo lo haré”. Orar en el nombre de Jesús es orar en consonancia con quien Él es, con el objetivo de darle gloria. Es seguir el modelo de la oración: “Venga tu reino, hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra
Matthew 6:10 RVR60
Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.
A primera vista el versículo 16 parece presentar un cambio brusco de tema, pero al mirarlo con más cuidado se clara la relación de los versos 16 y 17 con 14-15. Juan ilustra la extensión de la promesa de Dios para contestar la oración. El apóstol escribe que cuando un creyente ve a un hermano (un creyente real o profesante) cometer pecado que no sea de muerte, pedirá, y Dios le dará vida; esto es para los que cometen pecado que no sea de muerte. Por otra parte, hay un pecado que lleva a la muerte, por el cual Juana conseja que no se pida.
Es evidente que Juan y sus lectores sabían cuál era el pecado de muerte, puesto que no da ninguna explicación, pero para nosotros es difícil determinar su significado. Aunque se presentan 2 posibilidades
1- El pecado en cuestión aquí podría ser de un incrédulo que se dirige a la muerte eterna. En este caso se trataría de un rechazo definitivo a Jesucristo, como el que cometieron aquellos que adjudicaron los milagros de Jesús al poder de satanás (Mateo 12:31-32).
RVR60
Matthew 12:31–32 RVR60
Por tanto os digo: Todo pecado y blasfemia será perdonado a los hombres; mas la blasfemia contra el Espíritu no les será perdonada. A cualquiera que dijere alguna palabra contra el Hijo del Hombre, le será perdonado; pero al que hable contra el Espíritu Santo, no le será perdonado, ni en este siglo ni en el venidero.
Por tanto os digo: Todo pecado y blasfemia será perdonado a los hombres; mas la blasfemia contra el Espíritu no les será perdonada. A cualquiera que dijere alguna palabra contra el Hijo del Hombre, le será perdonado; pero al que hable contra el Espíritu Santo, no le será perdonado, ni en este siglo ni en el venidero.
Orar por la restauración de tales individuos a la comunidad de la cual han salido () es inútil, porque es imposible que quienes “recayeron sean otra vez renovados para arrepentimiento… (). Juan no prohibió orar por dichas personas, ya que es imposible saber quiénes son, simplemente estableció que la oración que se haga a favor de ellas no recibirá respuesta. Dios ya ha tomado la decisión final respecto al futuro que tendrán.
1 John 2:19 RVR60
Salieron de nosotros, pero no eran de nosotros; porque si hubiesen sido de nosotros, habrían permanecido con nosotros; pero salieron para que se manifestase que no todos son de nosotros.
Hebrews 6:6 RVR60
y recayeron, sean otra vez renovados para arrepentimiento, crucificando de nuevo para sí mismos al Hijo de Dios y exponiéndole a vituperio.
2. Otra posibilidad es que Juan no se esté refiriendo a un incrédulo sino a un creyente. De acuerdo con este punto de vista, el pecado de muerte se refiere al pecado de un cristiano que es tan grave que Dios le quita la vida al que lo comete. Le quito la vida a Ananías y Safira. Pablo escribió a los corintios con relación a aquellos que estaban abusando de la cena del Señor: “Por lo cual hay muchos enfermos y debilitados entre vosotros, y muchos duermen [han muerto] ()| Por lo cual hay muchos enfermos y debilitados entre vosotros, y muchos duermen.
1 Corinthians 11:30 RVR60
Por lo cual hay muchos enfermos y debilitados entre vosotros, y muchos duermen.
Dicho pecado no es un pecado particular, sino cualquier pecado que el Señor determine que es suficientemente serio como para merecer tan grave castigo.
Los 2 puntos anteriores reflejan la verdad bíblica, y es difícil ser dogmático con cualquiera de las 2 explicaciones y determinar a ciencia cierta cuál era la intención del apóstol.
De cualquier manera, Juan nos dice que en estos casos la oración no será respondida.
Aunque en su misericordia Dios no castiga todo pecado con muerte instantánea, cada pecado es muy serio para él. Juan les recordó a sus lectores: Toda injusticia es pecado; pero hay pecado no de muerte.
Todo pecado es una violación de la ley divina y una afrenta a Dios, y es necesario:
a) confesarlo ( Sal 32:5) Mi pecado te declaré, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones a Jehová; Y tú perdonaste la maldad de mi pecado. 1 Juan 1:9) Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.
b) abandonarlo () que encubre sus pecados no prosperará; Mas el que los confiesa y se aparta alcanzará misericordia.
Proverbs 28:13 RVR60
El que encubre sus pecados no prosperará; Mas el que los confiesa y se aparta alcanzará misericordia.
c) y sentir vergüenza por haber pecado ( )
Colossians 3:5 RVR60
Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros: fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia, que es idolatría;

VICTORIA SOBRE EL PECADO

1 Juan 5:18 Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no practica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca.
A medida que concluye esta carta, Juan reitera un principio de vital importancia y que ha repetido varias veces durante ella: NADIE QUE HA SIDO TRANSFORMADO POR EL NUEVO NACIMIENTO SIGUE VIVIENDO UN PATRÓN CONTINUO DE PECADO.
Los incrédulos no pueden hacer nada más que pecar porque:
- Son pecadores de nacimiento (Sal 51:5)v He aquí, en maldad he sido formado, Y en pecado me concibió mi madre.
- Esclavos del pecado () Jesús les respondió: De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado.
John 8:34 RVR60
Jesús les respondió: De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado.
Sin embargo, todo aquel que ha nacido de Dios no puede por varias razones vivir un patrón continuo de pecado en su vida
Porque:
1- El pecado es incompatible con la ley de Dios (). Los redimidos aman la ley de Dios y no pueden vivir continuamente violándola (cp. ; ; )
1 John 3:4 RVR60
Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la ley.
1 John 2:3–4 RVR60
Y en esto sabemos que nosotros le conocemos, si guardamos sus mandamientos.El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la verdad no está en él;
1 John 3:24 RVR60
Y el que guarda sus mandamientos, permanece en Dios, y Dios en él. Y en esto sabemos que él permanece en nosotros, por el Espíritu que nos ha dado.
1 John 5:3 RVR60
Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos.
RVR60
1 John 3:4 RVR60
Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la ley.
Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la ley.
RVR60
1 John 2:3–4 RVR60
Y en esto sabemos que nosotros le conocemos, si guardamos sus mandamientos.El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la verdad no está en él;
Y en esto sabemos que nosotros le conocemos, si guardamos sus mandamientos.El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la verdad no está en él;
RVR60
1 John 3:24 RVR60
Y el que guarda sus mandamientos, permanece en Dios, y Dios en él. Y en esto sabemos que él permanece en nosotros, por el Espíritu que nos ha dado.
Y el que guarda sus mandamientos, permanece en Dios, y Dios en él. Y en esto sabemos que él permanece en nosotros, por el Espíritu que nos ha dado.
RVR60
1 John 5:3 RVR60
Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos.
Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos.
2- El pecado es incompatible con la obra de Cristo, quien “apareció para quitar nuestros pecados” ( ; ;)
John 1:29 RVR60
El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.
1 John 3:5 RVR60
Y sabéis que él apareció para quitar nuestros pecados, y no hay pecado en él.
RVR60
John 1:29 RVR60
El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.
El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.
RVR60
1 John 3:5 RVR60
Y sabéis que él apareció para quitar nuestros pecados, y no hay pecado en él.
Y sabéis que él apareció para quitar nuestros pecados, y no hay pecado en él.
3- El pecado es incompatible con la obra del Espíritu Santo, quien en el nuevo nacimiento planta el principio de la vida divina en los redimidos )Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios.
1 John 3:9 RVR60
Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios.
El que los creyentes no vivan continuamente en pecado no significa que lleguen a un punto en esta vida en el cual nunca pequen. Es más, Juan expresó que quienes hacen tales afirmaciones son mentirosos (,). Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros.
1 John 1:8 RVR60
Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros.
1 John 1:10 RVR60
Si decimos que no hemos pecado, le hacemos a él mentiroso, y su palabra no está en nosotros.
Además, la descripción que hizo Jesús como abogado de los creyentes () supone que seguirán pecando y que necesitan la intercesión de Cristo. El punto de aquí es el mismo de antes: que un patrón de justicia caracteriza a los redimidos, mientras que un patrón de injusticia caracteriza a los no redimidos.
1 John 2:1 RVR60
Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.
RVR60
1 John 2:1 RVR60
Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.
Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.
Pablo les recordó a los romanos que debido a que el poder del pecado sobre ellos se ha roto, éstos no pueden ser una característica en sus vidas. ().
Romans 6:17–22 RVR60
Pero gracias a Dios, que aunque erais esclavos del pecado, habéis obedecido de corazón a aquella forma de doctrina a la cual fuisteis entregados;y libertados del pecado, vinisteis a ser siervos de la justicia.Hablo como humano, por vuestra humana debilidad; que así como para iniquidad presentasteis vuestros miembros para servir a la inmundicia y a la iniquidad, así ahora para santificación presentad vuestros miembros para servir a la justicia. Porque cuando erais esclavos del pecado, erais libres acerca de la justicia. ¿Pero qué fruto teníais de aquellas cosas de las cuales ahora os avergonzáis? Porque el fin de ellas es muerte. Mas ahora que habéis sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como fin, la vida eterna.
LEERLO
Romans 6:17–22 RVR60
Pero gracias a Dios, que aunque erais esclavos del pecado, habéis obedecido de corazón a aquella forma de doctrina a la cual fuisteis entregados;y libertados del pecado, vinisteis a ser siervos de la justicia.Hablo como humano, por vuestra humana debilidad; que así como para iniquidad presentasteis vuestros miembros para servir a la inmundicia y a la iniquidad, así ahora para santificación presentad vuestros miembros para servir a la justicia. Porque cuando erais esclavos del pecado, erais libres acerca de la justicia. ¿Pero qué fruto teníais de aquellas cosas de las cuales ahora os avergonzáis? Porque el fin de ellas es muerte. Mas ahora que habéis sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como fin, la vida eterna.
Los no redimidos son “esclavos del pecado”, pero los redimidos han “obedecido de corazón” la ley de Dios, y, por lo tanto, después de haber sido “libertados del pecado [vienen] a ser siervos de justicia” Aunque la consecuencia para quienes viven en pecado es la muerte espiritual (), aquellos que han “sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios” obtienen “vida eterna”
Romans 6:23 RVR60
Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.
RVR60
Romans 6:23 RVR60
Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.
Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.
Un creyente nunca puede volver a caer en un patrón de pecado continuo pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda. Esta segunda referencia a Aquel que fue engendrado por Dios es a Jesucristo, el unigénito Hijo de Dios (3:16 ).
. RVR60
John 3:16 RVR60
Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.
Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.
* Como el buen pastor, Jesús protege su rebaño para que el maligno (satanás) no pueda tocarlo (arrebatarlo o mantenerlo sujeto).
El creyente ya no está bajo el control del diablo, pues ha sido “librado de la potestad de las tinieblas (; cp. Hch 26:18;).
Colossians 1:13 RVR60
el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo,
RVR60
Colossians 1:13 RVR60
el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo,
el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo, RVR60
Acts 26:18 RVR60
para que abras sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz, y de la potestad de Satanás a Dios; para que reciban, por la fe que es en mí, perdón de pecados y herencia entre los santificados.
para que abras sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz, y de la potestad de Satanás a Dios; para que reciban, por la fe que es en mí, perdón de pecados y herencia entre los santificados.
satanás puede tentar y hostigar a los santos, como lo hizo con Job () y Pedro (Luc 22:31), Dijo también el Señor: Simón, Simón, he aquí Satanás os ha pedido para zarandearos como a trigo;
Job 1–2 RVR60
Hubo en tierra de Uz un varón llamado Job; y era este hombre perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal.Y le nacieron siete hijos y tres hijas.Su hacienda era siete mil ovejas, tres mil camellos, quinientas yuntas de bueyes, quinientas asnas, y muchísimos criados; y era aquel varón más grande que todos los orientales.E iban sus hijos y hacían banquetes en sus casas, cada uno en su día; y enviaban a llamar a sus tres hermanas para que comiesen y bebiesen con ellos.Y acontecía que habiendo pasado en turno los días del convite, Job enviaba y los santificaba, y se levantaba de mañana y ofrecía holocaustos conforme al número de todos ellos. Porque decía Job: Quizá habrán pecado mis hijos, y habrán blasfemado contra Dios en sus corazones. De esta manera hacía todos los días. Un día vinieron a presentarse delante de Jehová los hijos de Dios, entre los cuales vino también Satanás. Y dijo Jehová a Satanás: ¿De dónde vienes? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: De rodear la tierra y de andar por ella. Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: ¿Acaso teme Job a Dios de balde? ¿No le has cercado alrededor a él y a su casa y a todo lo que tiene? Al trabajo de sus manos has dado bendición; por tanto, sus bienes han aumentado sobre la tierra. Pero extiende ahora tu mano y toca todo lo que tiene, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia. Dijo Jehová a Satanás: He aquí, todo lo que tiene está en tu mano; solamente no pongas tu mano sobre él. Y salió Satanás de delante de Jehová. Y un día aconteció que sus hijos e hijas comían y bebían vino en casa de su hermano el primogénito, y vino un mensajero a Job, y le dijo: Estaban arando los bueyes, y las asnas paciendo cerca de ellos, y acometieron los sabeos y los tomaron, y mataron a los criados a filo de espada; solamente escapé yo para darte la noticia. Aún estaba éste hablando, cuando vino otro que dijo: Fuego de Dios cayó del cielo, que quemó las ovejas y a los pastores, y los consumió; solamente escapé yo para darte la noticia. Todavía estaba éste hablando, y vino otro que dijo: Los caldeos hicieron tres escuadrones, y arremetieron contra los camellos y se los llevaron, y mataron a los criados a filo de espada; y solamente escapé yo para darte la noticia. Entre tanto que éste hablaba, vino otro que dijo: Tus hijos y tus hijas estaban comiendo y bebiendo vino en casa de su hermano el primogénito; y un gran viento vino del lado del desierto y azotó las cuatro esquinas de la casa, la cual cayó sobre los jóvenes, y murieron; y solamente escapé yo para darte la noticia. Entonces Job se levantó, y rasgó su manto, y rasuró su cabeza, y se postró en tierra y adoró, y dijo: Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo volveré allá. Jehová dio, y Jehová quitó; sea el nombre de Jehová bendito. En todo esto no pecó Job, ni atribuyó a Dios despropósito alguno. Aconteció que otro día vinieron los hijos de Dios para presentarse delante de Jehová, y Satanás vino también entre ellos presentándose delante de Jehová.Y dijo Jehová a Satanás: ¿De dónde vienes? Respondió Satanás a Jehová, y dijo: De rodear la tierra, y de andar por ella.Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal, y que todavía retiene su integridad, aun cuando tú me incitaste contra él para que lo arruinara sin causa?Respondiendo Satanás, dijo a Jehová: Piel por piel, todo lo que el hombre tiene dará por su vida.Pero extiende ahora tu mano, y toca su hueso y su carne, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia.Y Jehová dijo a Satanás: He aquí, él está en tu mano; mas guarda su vida. Entonces salió Satanás de la presencia de Jehová, e hirió a Job con una sarna maligna desde la planta del pie hasta la coronilla de la cabeza. Y tomaba Job un tiesto para rascarse con él, y estaba sentado en medio de ceniza. Entonces le dijo su mujer: ¿Aún retienes tu integridad? Maldice a Dios, y muérete. Y él le dijo: Como suele hablar cualquiera de las mujeres fatuas, has hablado. ¿Qué? ¿Recibiremos de Dios el bien, y el mal no lo recibiremos? En todo esto no pecó Job con sus labios. Y tres amigos de Job, Elifaz temanita, Bildad suhita, y Zofar naamatita, luego que oyeron todo este mal que le había sobrevenido, vinieron cada uno de su lugar; porque habían convenido en venir juntos para condolerse de él y para consolarle. Los cuales, alzando los ojos desde lejos, no lo conocieron, y lloraron a gritos; y cada uno de ellos rasgó su manto, y los tres esparcieron polvo sobre sus cabezas hacia el cielo. Así se sentaron con él en tierra por siete días y siete noches, y ninguno le hablaba palabra, porque veían que su dolor era muy grande.
pero no puede reclamarlos, Jesús no dejara de proteger a los redimidos (, ; ), que le Padre le ha dado.
John 10:28 RVR60
y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano.
2 Timothy 1:12 RVR60
Por lo cual asimismo padezco esto; pero no me avergüenzo, porque yo sé a quién he creído, y estoy seguro que es poderoso para guardar mi depósito para aquel día.
Jude 24–25 RVR60
Y a aquel que es poderoso para guardaros sin caída, y presentaros sin mancha delante de su gloria con gran alegría,al único y sabio Dios, nuestro Salvador, sea gloria y majestad, imperio y potencia, ahora y por todos los siglos. Amén.
RVR60 y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. RVR60 Por lo cual asimismo padezco esto; pero no me avergüenzo, porque yo sé a quién he creído, y estoy seguro que es poderoso para guardar mi depósito para aquel día.
John 10:28 RVR60
y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano.
2 Timothy 1:12 RVR60
Por lo cual asimismo padezco esto; pero no me avergüenzo, porque yo sé a quién he creído, y estoy seguro que es poderoso para guardar mi depósito para aquel día.
RVR60
Jude 24–25 RVR60
Y a aquel que es poderoso para guardaros sin caída, y presentaros sin mancha delante de su gloria con gran alegría,al único y sabio Dios, nuestro Salvador, sea gloria y majestad, imperio y potencia, ahora y por todos los siglos. Amén.
Y a aquel que es poderoso para guardaros sin caída, y presentaros sin mancha delante de su gloria con gran alegría,al único y sabio Dios, nuestro Salvador, sea gloria y majestad, imperio y potencia, ahora y por todos los siglos. Amén.
Cristo es la firme y segura ancla del alma, y que penetra hasta dentro del velo, donde Jesús entro pro nosotros como precursor, hecho sumo sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec” )
Hebrews 6:19–20 RVR60
La cual tenemos como segura y firme ancla del alma, y que penetra hasta dentro del velo, donde Jesús entró por nosotros como precursor, hecho sumo sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec.
Pero a pesar de esto la Biblia si habla de quelos cristianos
1- deben conservarse puros () No impongas con ligereza las manos a ninguno, ni participes en pecados ajenos. Consérvate puro.
1 Timothy 5:22 RVR60
No impongas con ligereza las manos a ninguno, ni participes en pecados ajenos. Consérvate puro.
2- deben guardar los mandamientos de Dios () | y cualquiera cosa que pidiéremos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él.
1 John 3:22 RVR60
y cualquiera cosa que pidiéremos la recibiremos de él, porque guardamos sus mandamientos, y hacemos las cosas que son agradables delante de él.
3- deben guardar la fe ()| He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe.
2 Timothy 4:7 RVR60
He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe.
4- deben guardarse sin mancha del mundo (Sant. 1:27)
La religión pura y sin mácula delante de Dios el Padre es esta: Visitar a los huérfanos y a las viudas en sus tribulaciones, y guardarse sin mancha del mundo.
5- deben guardar la palabra de Dios ()|
1 John 2:5 RVR60
pero el que guarda su palabra, en éste verdaderamente el amor de Dios se ha perfeccionado; por esto sabemos que estamos en él.
pero el que guarda su palabra, en éste verdaderamente el amor de Dios se ha perfeccionado; por esto sabemos que estamos en él.
Sin embargo, Juan ve aquí la obra de Dios de preservar de modo sobrenatural a su pueblo, lo cual esta tan garantizado como la justificación que les hace.
¿Como podemos estar seguros de esto?
PRIMERA GARANTÍA: Las promesas de Dios constituyen la primera garantía (seguridad).
Filipenses 1:6 estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo;
(1 Tes 5:23-24. Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es el que os llama, el cual también lo hará
Casi al final de su vida, y en medio de tribulación, aflicción y abandono Pablo dijo con toda seguridad” El Señor me librará de toda obra mala, y me preservará para su reino celestial. A ÉL sea la gloria por los siglos de los siglos. Amen” ()
2 Timothy 4:18 RVR60
Y el Señor me librará de toda obra mala, y me preservará para su reino celestial. A él sea gloria por los siglos de los siglos. Amén.
SEGUNDA GARANTÍA: El poder de Dios Romanos 5:10
El poder de Dios garantiza la certeza de los creyentes. Él puede cumplir lo que prometió. En Pablo señala que, puesto que Dios tiene el poder para llevar a cabo la obra más grande de redención, sin duda tiene el poder suficiente para hacer la obra más pequeña de la preservación: | Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.
TERCERA GARANTÍA: Juan 17:11b La oración de Cristo, Padre santo…. guárdalos en tu nombre” ), lleva al Padre a cuidar a los elegidos
RVR60
John 17:11b RVR60
Y ya no estoy en el mundo; mas éstos están en el mundo, y yo voy a ti. Padre santo, a los que me has dado, guárdalos en tu nombre, para que sean uno, así como nosotros.
Y ya no estoy en el mundo; mas éstos están en el mundo, y yo voy a ti. Padre santo, a los que me has dado, guárdalos en tu nombre, para que sean uno, así como nosotros.
QUINTA GARANTÍA: ( ) la inseparable unión de los creyentes con Cristo les garantiza su preservación “Pero el que se une al Señor, un espíritu es con él.”
1 Corinthians 6:17 RVR60
Pero el que se une al Señor, un espíritu es con él.
En romanos 8:31-39 LEERLO Pablo resume de manera absoluta la seguridad de que Dios preservará a los suyos

PERTENECEMOS A DIOS

Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno (1 Juan 5:19) Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno.
A pesar de la existencia de un sin número de entidades políticas, culturales, y sociales en el mundo, en realidad solamente hay 2 reinos.
El privilegio que nos consuela a los creyentes, además de que tenemos vida eterna, oraciones contestadas, y victoria sobre el pecado, es que sabemos que somos de Dios.
a) Aunque estamos en este mundo, no formamos parte de el ( 17:14)Yo les he dado tu palabra; y el mundo los aborreció, porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo.
b) somos hijos de Dios () Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.
John 1:12–13 RVR60
Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.
c) somos “extranjeros y peregrinos” (1 Ped 2:11; 1 Cron 29:15;)
RVR60
1 Peter 2:11 RVR60
Amados, yo os ruego como a extranjeros y peregrinos, que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma,
Amados, yo os ruego como a extranjeros y peregrinos, que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma,
RVR60
1 Chronicles 29:15 RVR60
Porque nosotros, extranjeros y advenedizos somos delante de ti, como todos nuestros padres; y nuestros días sobre la tierra, cual sombra que no dura.
Porque nosotros, extranjeros y advenedizos somos delante de ti, como todos nuestros padres; y nuestros días sobre la tierra, cual sombra que no dura.
d) y nuestra verdadera ciudadanía está en el cielo (Fil 3:20)
Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo;
Por otra parte, el mundo entero -- su política, educación, entretenimiento, y sobre todo su religión -- está bajo el poder del maligno. El perverso sistema mundial es hostil a Dios y los creyentes (Juan 15:18-19), como Juan observo antes en esta carta
RVR60
John 15:18–19 RVR60
Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me ha aborrecido antes que a vosotros.Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero porque no sois del mundo, antes yo os elegí del mundo, por eso el mundo os aborrece.
Si el mundo os aborrece, sabed que a mí me ha aborrecido antes que a vosotros.Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero porque no sois del mundo, antes yo os elegí del mundo, por eso el mundo os aborrece.
Dicho sistema sigue el ejemplo de su gobernante satanás , el archi enemigo de Dios y su pueblo. Puesto que el mundo está totalmente bajo la influencia de satanás, los creyentes deben evitar la contaminación mundana RVR60
1 John 2:15–17 RVR60
No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.
No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.
No hay término medio ni tercera opción. Todo el mundo es aparte o del reino de Dios o del reino de satanás.
Santiago lo declara con sarcasmo Santiago 4:4 “La amistad del mundo es enemistad con Dios”
En palabras de Jesús “El que no es conmigo es contra mí; y el que conmigo no recoge, desparrama (Luc 11:23).
CRISTO ES VERDAD 5:20-21 | Esto no es mentira
La advertencia final de no adorar a los idlos refleja la importancia de adorara de manera exclusiva al Dios verdadero. El peligro de la idolatría era especialmente grave en Éfeso 9 donde es probable que Juan escribiera esta epístola), EFeso9 era el centro de adoración de Artemisa –Diana
IDOLATRÍA | PARA TERMINAR
Related Media
Related Sermons