Faithlife Sermons

Tema: Por La Fe

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 19 views
Notes & Transcripts

Hebreos 11:4-40


Vivir en Fe es vivir nadando en aguas turbulentas sabiendo que las fuerzas no se acabaran por que han de ser renovadas dia a dia.

Vivir en Fe es vivir caminando sobre las nubes sabiendo que aun cuando se esta caminando tan alto no hay nada que sostenga a uno si no es que nos sostiene Aquel que sostiene todo.

I. Una accion de Fe tiene consequencias que traspasan los tiempos, las dimensiones y las leyes naturales.

A. Heb 11:4 & Gn 4:10
La Sangre de Abel no murio junto con el cuerpo de Abel cuando Cain lo mato. Sino que aquel hombre que busco presentarle lo mejor a Dios porque creyo que El era merecedor de ello, no tan solo logro que Dios recibiera su ofrenda con agrado pero tambien logro que aun despues de su cuerpo estar muerto su sangre clamara a Dios.

II. La Fe deja ver al hombre lo que otros no pueden ver.

A. Heb 11:8-10 Gn 12:1
Parecia una locura que Abram dejara su casa para ir en busca de un lugar que ni siquiera sabia donde estaba. Pero salio a buscarlo no solo como el que tiene esperanza de encontrarlo pero tambien como el que sabe que no ha de conformarse hasta recibir la Promesa de Dios. Prefirio sentirse extranjera que aceptar un regalo de Dios a medias. Por una simple razon, el podia ver algo que otros no veian. Otros veian tierras, edificaciones, gente, ciudades. Abram no tenia puesta su mirada en tierras ni en edificaciones ni gente ni ciudades, tenia puesta su mirada en el Arquitecto y Constructor de la ciudad con fundamento celestial.

B. Heb 11:27
La gente envidiaba a Moises porque el tenia al Faraon para sostenerse. Pero Moises no se sostenia del Faraon sino que prefirio dejar las riquezas y ser maltrado con su pueblo para que su sosten fuera el Invisible.

C. Heb 11:13
Cuando otros dejan de ver, cuando la meta esta muy lejos, cuando la esperanza se pierde y el camino se hace largo, la Fe nos deja ver. Porque no importa cuan lejos este de nosotros, la fe no conoce de distancia, la fe conoce de Promesas Divinas.

III. La Fe provoca nuevas ambisiones en nuestros corazones.

A. Heb 11:16
El hombre desea complacer su cuerpo, se siente satisfecho cuando otros le admiran por lo que tiene. La Fe provoca que deseemos encontrar nuestro gozo no en lo que tenemos sino en lo que tendremos, no en lo que lograremos en esta tierra donde todo es pasajero sino en los tesoros celestiales que tendremos donde todo es eterno.

IV. Pero la Fe crece solo al ser probada. Sin prueba no hay graduacion.

A. Heb 11:17-19 I P 1:6-9
El Apostol Pedro inspirado por El Espiritu Santo nos declara que aun cuando el oro que es perecedero se prueba con fuego cuanto no mas la Fe la cual contrario al oro es eterna. El oro se prueba con fuega para que todas las impuresas suban a la superficie. Cuando nuestra Fe es probada todas las cosas que antes nos molestaban tanto o nos preocupaban pasan a un segundo lugar. Ya no nos ofendemos tan faciles--pues hay cosas mayores por las cual preocuparse. Ya no nos deprimimos tan rapido, ya no se nos va el gozo con tanta facilidad. Aprendemos a confiar y alegrarnos con gozo inefable. Aprendemos que el resultado de nuestra situacion esta en las manos de Dios.

V. La Fe no conoce derrota. La Fe nunca acepta derrota.

A. Heb 11:22 & Gn 50:24-25
La muerte no pudo impedir que Jose llegara a la tierra prometida sino que al morir declaro que aun muerto sus huesos llegarian a ella.

VI. La Fe mantiene nuestra mirada en el premio final y no permite que lo temporero nos distraiga. Heb 11: 24-26

VII. La Fe nos permite caminar por donde otros no pueden caminar.

A. Heb 11:29
Otros me llaman loco y fanatico pero cuando ellos tratan de caminar por donde yo camino se ahogan mientras que mis pies ni siguiera se mojan! Aleluyah!


La Fe me lleva a conquistar no ha ser conquistado.

La Fe me muestra la justicia de Dios y no la mia.

La Fe me ensena a no correrle a los leones sino a tapar la boca de ellos, me ensena apagar fuegos no a prenderlos.

Pero sobre todo... v.34 La Fe me deja saber donde estan mis fuerzas... en mi debilidad. Porque cuando yo no puedo... entonces el gran Yo Soy puede.

Related Media
Related Sermons