Faithlife Sermons

Elias en el enebro

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 121 views
Notes & Transcripts
titulo original: Elias Debajo de un Enebro
arranca de raiz tu enebro
Este gran profeta ganó una señalada victoria sobre el mal. (pidió fuego y bajo fuego y mato 450 profetas de Baal)
La figura siniestra de Jezabel hace que Elías se esconda. (24)
Enebro, aquí simboliza ataque de abatimiento, aplastamiento.
Nosotros cultivamos este árbol y a veces nos refugiamos allí.
Sentimos compasión de nosotros mismos, dignos de conmiseraciones.
Nos hallamos tan sumergidos que creemos que lo mejor es el fin.
El gran Elías tan fuerte en el Carmelo, un cobarde bajo el Enebro.
I. Los Hombres Mas Fuertes Tambien Se Abaten
Nadie puede escapar de los asaltos de Satanás. ().
12Así que, el que piensa estar firme, mire que no caiga[1]
Si Jesus lo enfrento, tu tambien lo tendras que hacer
Ante dificultades en vez de mirar a Dios, corremos al Enebro.
Los abatimientos suelen venir después de grandes avivamientos.
(David mato a Goliat y luego fue perseguido)
(Jesus casi agonizaba en el Getsemani después tener un ministerio poderoso)
(Juan el Bautista después que abrió camino a Jesus en su ministerio, termino en la cárcel abatio y dudando de que Jesus fuera el Mesias
Una lucha tenaz e intensa hace presión a nuestro ser.
Entonces el péndulo de nuestra vida se va al otro extremo.
El remedio de Dios no fue un discurso de su flaqueza.
Le deja que descanse, se alimente y vuelva a descansar. (5-6).
Es como si le dijera, quédate tranquilo descansa y reflexiona. Mira hacia atrás y ve como yo estuve contigo y te use con la viuda etc
Mientras permanezcamos debajo del Enebro nos privamos de Dios.
II. No Conviene Tomar Decisiones Bajo el Enebro
No es allí nuestro lugar, no es la posición normal del creyente.
Todo lo juzgaríamos bajo el prisma de nuestra condición.
La indiferencia y la falta de espiritualidad se originan bajo el Enebro.
Tampoco conviene hablar a otros de nuestro estado. Es perjudicial.
Debemos ocultar nuestro pesar al hombre y decírselo a Dios.
Sólo nos restaurará una nueva visión de Dios. ¿Qué haces aquí? (9).
No es tu lugar, tu causa no está perdida. ¿Qué haré de ti aqui?
Me juzgaste mal a mí, a mi obra y a ti mismo; miremos a Dios.
III. La Solucion Esta en Una Nueva Vision de Dios
“Vé, vuélvete por tu camino” (15). Tu obra no ha terminado aún.
Continúa la escuela de profetas, unge a Eliseo y espera tu hora.
Humillado y avergonzado salió de la cueva, retirando su renuncia.
En , hallamos a Natanael debajo de una higuera. ¡Qué diferencia!
Si Enebro es desesperación la higuera es meditación, confesión.
Desarraiguemos el Enebro y plantemos en su lugar una higuera.[2]
[1] Reina Valera Revisada (1960). (1998). (). Miami: Sociedades Bı́blicas Unidas.
[2] Campderros, D. (2003). Bosquejos Biblicos: Tomo I (p. 45). El Paso: Casa Bautista de Publicaciones.
Related Media
Related Sermons